Solsticio cultural

Por Laura Demidovich y Valeria Sorín

Si el solsticio marca el nacimiento del nuevo ciclo, ¿por qué no pensar un solsticio para nuestras culturas? Tiempo de siembra.

Es sabido que nuestro año se organiza a partir de los solsticios. El verano comienza el día más largo; el invierno con el más corto.

El evento que da lugar al comienzo del invierno desde una perspectiva astronómica ha sido celebrado por los pueblos paganos la semana del 21 de diciembre en Europa −lo que dio lugar a la incorporación posterior de la celebración de la navidad en esa misma ocasión− y por los pueblos originarios de América del Sur y Oceanía la semana del 21 de junio. ¿Por qué? Ya la noche más larga habrá pasado y todo podrá volver a comenzar.

El despertar

Leer y escribir en un mundo cambiante es el título de la conferencia que Emilia Ferreiro ofreció en mayo del año 2000 en Buenos Aires, en el marco del Congreso Internacional de Editores.

Ya lo hemos olvidado, pero sobre los fines de siglo siempre se acumulan esperanzas. En las décadas finales del siglo XX las metas de disminución de la pobreza, mejoras en salud o educación, progreso científico y desarrollo urbano; todas ellas estaban puestas en este evento aglutinador.

Por eso en aquella conferencia de Ferreiro, que luego publicaría Fondo de Cultura Económica, la investigadora pasaba lista a la situación de la alfabetización mundial. Ferreiro explicaba como diferentes variables se combinaban para generar condiciones de posibilidad para el analfabetismo: pobreza endógena y hereditaria, baja esperanza de vida y las altas tasas de mortalidad infantil, malnutrición y multilingüismo. La humanidad ingresaba al siglo XXI oficialmente con unos 1000 millones de analfabetos.

Las condiciones que han garantizado el analfabetismo en el mundo no deberían llamarnos la atención, excepto tal vez por un punto que en aquel momento era más difícil notar y que hoy se hace evidente: el multilingüismo. Y no es que entonces no convivieran una gran cantidad de lenguas en nuestros países; es que difícilmente nos hubiéramos autopercibido bajo el indicador “multi”. Había inmigrantes, sí. Había pueblos indígenas, también. Pero debían asimilarse. El analfabetismo se medía también en relación a la lengua hegemónica.

Y apareció Internet

El siglo XXI traía también la promesa de un mundo digital donde todos los bienes culturales estarían al alcance de todos los ciudadanos a la distancia de un clic. Esta democratización automática ya era mostrada en dicha conferencia como falaz. A lo sumo cambiaba el mapa de los excluidos sumando a los analfabetos digitales.

Han pasado casi dos décadas desde entonces y los esfuerzos por la vida equitativa en sociedades evidentemente multiculturales han abierto nuevas preguntas. El conflicto cuando no es explícito aparece como incomodidad o violencia contenida.

Hasta hace no tanto, a pesar de que los habitantes de Bolivia de origen aymará alcanzaban el 66% del total de la población, su lengua era negada e incluso autocensurada −padres que preferían criar a sus niños en forma monolingüe, en castellano−.  Hasta hace no tanto las cholitas eran discriminadas en espacios públicos.

El reconocimiento de la diversidad nos enfrenta a nuevos desafíos y aun no tenemos recetas de cómo llevar a cabo una sociedad que viva entre lenguas, entre culturas.

Solsticio

En medio del invierno algunos pueblos rinden honores a la tierra o Pachamama y le piden permiso para abrirla y echar la semilla. Sí, estamos atravesando en el hemisferio sur el solsticio de invierno. Es hora de sembrar.

CLD2017-Junio-Editorial_cholitas

Cholitas de espaldas, por journeyj2911.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: